Blogia
javierdelgado

TÚNELES, 2: en mil novecientos cincuenta y...

 

TÚNELES, 2

 

 

en mil novecientos cincuenta y

dos ya estaba Glenn Gould

grabando la Klaviersonate

número 19, opus 49,1 de

Beethoven y muchas otras

obras para piano del mismo

señor ¡y yo aún tardaría un

año en nacer! ¿O estaba ya

en el vientre de mi madre?

me divierte pensar que

mientras yo crecía como

un bicho en la tripa de otro

bicho (más amable) un bicho

hecho y contraecho como él,

a sus veinte años Glenn

Gould de mis amores

auditivos, estaba encerrado

con sus pianos y su silla

especial haciendo dedos a

todas horas con esas

partituras de Beethoven

 

 

ahora puedo escucharle

nueve conciertos por once

euros y medio gracias a

los avances de la técnica

de grabar y a los caprichos

del mercado el mismo

mercado que mueven ahora

 quienes echan a la calle

a tres millones de parados

en España y ni te cuento

a cuántos millones en

todo el mundo sacudido

por la crisis económica

más grave (dicen) de los

últimos sesenta años,

los mismos que hace

que Glenn Gould grabó

estas maravillosas obras

con sus prodigiosas

manos que nunca pararon

 

 

me molesta pensar que

mientras escucho estos

discos hay un patrón

tachando de su lista de

trabajo a miles de peones

que le han hecho rico

y que acaso de fondo

en la oficina tiene un

aparato en el que al

mismo tiempo que yo

ha puesto el cedé de

Glenn Gould de estos

conciertos de piano

 

esta tarde magnífica

de invierno con el sol

descendiendo al ritmo

de Beethoven al ritmo

de Glenn Gould

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres