Blogia
javierdelgado

Un grupo de amigos para defender las bibliotecas de Zaragoza: Entrevista en heraldo.es. ¡OJO A LOS COMENTARIOS!

Un grupo de amigos para defender las bibliotecas de Zaragoza: Entrevista en heraldo.es. ¡OJO A LOS COMENTARIOS!

Un grupo de amigos para defender las bibliotecas de Zaragoza

M. Tragacete. Zaragoza. HERALDO DE ARAGÓN|12/07/2012 a las 06:00  5 Comentarios

Un grupo de zaragozanos ha empezado a promover una asociación para ayudar a mejorar la red de bibliotecas de la capital aragonesa.

Imagen de archivo de la biblioteca de Aragón.. P. F.Imagen de archivo de la biblioteca de Aragón.. P. F.
Las bibliotecas públicas de Zaragoza no pasan por su mejor momento. Tras no renovarse un convenio firmado entre elAyuntamiento y el Gobierno de Aragón para cubrir plazas en estos centros durante el verano, los horarios de las instalaciones quedaron cercenados el 1 de julio

Algunos usuarios y trabajadores se han afanado en buscar soluciones a esta situación y han decidido crear un grupo de amigos de las bibliotecas, a imagen y semejanza de los que ya existen en otras ciudades del mundo desde hace décadas en diferentes instituciones culturales y de otros tipos.

Dos de los promotores de la iniciativa son el escritor zaragozano Javier Delgado e Isabel Aína, que forma parte de la asociación de vecinos del barrio de San José, muy implicado en que este proyecto salga adelante.

"Cuando nos enteramos de la reducción de horario nos pareció queeste ya era un servicio pequeño y que no podíamos dejarlo pasar en silencio, había que reaccionar", ha explicado Isabel Aína, para quien las bibliotecas deberían ser consideradas "un servicio básico" para ciudadanos de todas las edades.

"Reivindicamos el uso de las bibliotecas siempre y más en verano, todavía más si cabe en este y en los próximos, en los que mucha gente no va a salir de vacaciones", ha indicado por su parte Javier Delgado. 

Pero no solo les motivó la restricción de horarios. "Tenemos noticias de que no se compran fondos desde febrero, que hay problemas para mantener la suscripción de prensa y que entre 6 y 8 plazas pueden quedar vacantes de aquí al año que viene y no hay previsión de que se vayan a cubrir", ha dicho Aína.

Donaciones y voluntariado, parte del trabajo por hacer

La asociación apenas ha comenzado a trabajar. "Será en septiembre cuando nos empecemos a mover por todos las bibliotecas de la ciudad: haremos tantos actos como haga falta", ha comentado Delgado, quien ha agregado que ya hay algunos objetivos. 

Estos son: fomentar las donaciones de libros entre los usuarios,plantear el 'book-crossing' como vía complementaria del servicio de las bibliotecas y promover el voluntariado para reforzar la atención en las instalaciones.

Pero no todo es trabajo por hacer. Entre sus objetivos también está dar a conocer "el trabajo bien hecho", en este caso, el de los trabajadores de las bibliotecas. "Hablando con bibliotecarios nos dimos cuenta de que ellos hacen muy bien su trabajo y desde afuera apenas se ve. Queremos que la gente conozca esta labor", ha dicho Javier Delgado. 

Los promotores de este grupo de amigos de las bibliotecas han querido dejar claro que la asociación no pretende "ir contra el Ayuntamiendo o el Gobierno de Aragón", si no aportar trabajo para ayudar a mejorar los servicios. "Vamos a hacer un poco de Pepito Grillo", ha bromeado Javier, mientras que Isabel Aína ha comentado que la voluntad de la asociación por trabajar no va a faltar nunca, pero que será necesaria la disposición de otros organismos. 

El grupo de amigos de las bibliotecas está abierto a todo aquel que quiera participar. Pueden contactar con Javier Delgado a través de su correo electrónico y con Isabel Aína a través de la web de laasociación de vecinos del barrio de San José

¿Te ha interesado la noticia?(67 %)No(33 %)

5 COMENTARIOS
  • #5Javier Delgado14/07/12 01:18

     Pido excusas de antemano si con nuestros actos y/o palabras los "Amigos de las Bibliotecas" hemos herido sensibilidades dentro de las bibliotecas municipales. Desde luego, ésa no era nuestra intención, y creíamos haber dejado claras cuáles son nuestras opciones. Seguramente ha faltado comunicación directa (aunque algunos bibliotecarios sí vinieron a informar e informarse) con el grueso de los trabajadores de esas bibliotecas; pero quisiera aclarar que en gran medida nuestro "no acercamiento directo" a ese colectivo se debió a la prudencia: temíamos poner en un aprieto, con nuestra presencia, a personas que bastante tenían con lo que les estaban haciendo desde instancias más altas de la administración municipal. Quizás nos equivocamos en eso y en otras cosas, pero sinceramente no comprendo la forma agresiva de reaccionar por parte de algunos comentaristas que dicen ser trabajadores de esas bibliotecas, como si nuestros actos y palabras fueran contra ellos o contra la historia de las bibliotecas. Personalmente, hasta mi jubilación, he sido durante 28 años  bibliotecario en la Universidad de Zaragoza y vuestros recelos me resultan difíciles de comprender. ¿Qué teméis de nosotros? ¿Qué teméis del vecindario que acude a las bibliotecas y ensalza vuestra labor? Creo que veis enemigos donde no los hay. ¡Y por supuesto que existen hace años actividades y entidades de apoyo a la lectura en las bibliotecas municipales de todo el mundo! Nadie pretende descubrir aquí un Mediterráneo, ni siquiera el charco del chascarrillo. Hacéis conjeturas (como la de nuestra supuesta relación con lo del Plan Zaragoza Cultural 2020) fuera de toda lógica, seguramente por desinformación y por cierta desesperación que comprendemos. Si queréis mirad (sólo es un ejemplo) en mi blog (http://ulises.blogia.com) y en mi muro de facebook (Javier Delgado E) y vereis lo que publico al respecto de todos estos asuntos. En cualquier caso, perdonad, insisto, si no hemos sabido   difundir acertadamente por ahora lo que nos guía y os hemos puesto más nerviosos todavía. Pero quienes os deben preocupar son otros, no los "Amigos de las bibliotecas" ni, en general, la gente que desea un mejor servicio (todavía) y una dignificación de vuestro trabajo y de las propias bibliotecas como institución. 

  • #4Yo, Bibliotecas Públicas12/07/12 14:17

     Totalmente de acuerdo con bibliotecófaca.. Pero además tengo una pregunta: me gustaría preguntar a los Amigos de las Bibliotecas y a +Cultura que hay más allá de la loable defensa en general de las bibliotecas públicas. ¿No será la concepción de un nuevo modelo de la gestión de los servicios públicos que defiende la “coparticipación” entre lo público y lo privado?. ¿No será el proyecto cultural de Zaragoza 2020?. Lo digo por la lectura entre líneas que se puede hacer en su página web: http://mascultura.org/web/wp-content/uploads/2012/03/+-CULTURA_Poliitca_cultural_Ayuntamiento_Zaragoza.pdf   También una preocupación: el servicio de BBPPMM de Zaragoza es mucho más que una colección de libros (imprescindible por otra parte) y un espacio donde sepuede ir a estudiar (concepción más que superada). Las bibliotecas intentan cubrir las necesidades de información, formación, ocio y cultura del conjunto de la ciudadanía, sin distinciones. Todo ello también gracias al “capital humano” que poseen que con muy pocos medios y con mucho esfuerzo intentar dar lo mejor de sí mismos. Dudo mucho que la voluntariedad pueda suplir a la profesionalidad que garantiza la calidad de todos sus servicios. Os animo a visitar la página web de las Bibliotecas Públicas Municipales http://bibliotecas-municipales.zaragoza.es y su presencia en la redes sociales, en las que podréis ver como, a pesar de los recortes presupuestarios, se realizan muchas actividades que intentan satisfacer las necesidades de la población a la que sirven. Gracias por vuestra atención.

  • #3pablosapu12/07/12 13:43

     Es verdad, lo del voluntariado es bueno, pero la administración se aprovechará de los voluntarios para no renovar contratos, etc. y en cualquier momento`pedirán voluntaios para que cada uno barra su vereda, las empresas elécrticas no pedirán que mandemos los datos de los contadores, etc, pero no nos bajarán las tarifas. Yo me niego a cargar combustible en las gasolineras con auto servicio, ya que el precio es el mismo que en las que tienen un empleado.

  • #2bibliotecófaga12/07/12 12:21

     A los amigos de las bibliotecas de zaragoza me gustaría decirles que las medidas que proponen (donaciones, book-croosing) se hacen desde hace “siglos” en las bibliotecas públicas del Ayuntamiento, lo cual demuestra el escaso conocimiento que tienen de las mismas. La medida de meter al “voluntariado para reforzar las instalaciones” suponemos que irá encaminada a la apertura de las bibliotecas como salas de estudio para el verano, objetivo que flaco favor les hace a dichas bibliotecas cuando reduce su concepción a una mera sala con aire acondicionado para estudiantes. Les animo a que se planten con sus megáfonos en la puerta del INAEM a exigir la renovación de los contratos que permitían la apertura de 4 bibliotecas por las tardes en periodo estival y ya de paso las 9 de la ciudad incluida la del Barrio de San José, que no se ha abierto ningún verano.

  • #1ea12/07/12 11:57

    Las bibliotecas son la manera más barata de promover la educación y la cultura. Me parece una iniciativa muy loable, y la buena intención es evidente. No se trata de criticar los recortes que son comprensibles en época de escasez sino de echar una mano. No entiendo para que puede servir un McDon.... 24 horas pero si cuanta utilidad puede tener para estudiantes y lectores una biblioteca con ese horario. Son una necesidad y a la vez que una inversión.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres